• Un elevado porcentaje de impresos y manuscritos teatrales del periodo aurisecular no ha sido nunca transcrito en un formato analógico ni, por supuesto, digital. Es imposible, por tanto, emplear estos documentos para realizar búsquedas de nuestro interés o para los valiosos análisis informáticos (estilometría, topic modelling, detección de sentimientos, etc.) que se están desarrollando en los últimos años. Gracias a la Inteligencia Artificial (Transkribus) y técnicas de HTR (Handwritten Text Recognition) he entrenado tres modelos, públicos ya para la comunidad investigadora, capaces de transcribir y modernizar ortográficamente estos documentos de forma automática con un alto grado de precisión: alrededor del 97% de acierto en impresos y 91% en manuscritos. A través de estos modelos he podido procesar unas 1.300 obras teatrales contenidas en impresos y manuscritos procedentes de numerosas bibliotecas, archivos y otras fuentes digitalizadas. Las transcripciones resultantes forman ahora parte del proyecto ETSO, del buscador TEXORO y, además de suponer un avanzado punto de partida para la edición cuidada de los textos, cuentan por sí mismas con la calidad suficiente para ser sometidas a análisis estilométricos, los cuales están arrojando atribuciones autoriales de interés.